El ser humano necesita de los vínculos para crecer y desarrollarse. Cuando algunos de esos vínculos se rompen, surge un periodo de gran intensidad emocional al que llamamos duelo.
Si la pérdida es radical y definitiva, como en el caso de la muerte, todas las dimensiones de la persona se ven afectadas (dimensión física, emocional, cognitiva, conductual, social y espiritual) de tal manera que la persona se puede llegar a sentir incapaz de superarlo y/o desarrollar un duelo patológico que requerirá la intervención profesional para su recuperación.
Son muchos los factores que intervienen en el tipo de duelo, como circunstancias de la muerte, relación con el fallecido, personalidad y antecedentes del deudo y, el contexto sociofamiliar.
Para el completo restablecimiento de una pérdida, el deudo atravesará una serie de etapas o fases y deberá realizar cuatro tareas fundamentales: 1. Aceptar la realidad de la pérdida. 2. Expresar las emociones y el dolor. 3. Adaptarse a un medio en el que el ser querido está ausente. 4. Recolocar emocionalmente al fallecido y continuar viviendo.

Pero no solamente por este tipo perdidas una persona debe asimilar sus duelos, y sobre el particular, en la FM LASER dialogamos con el Licenciado en Psicología, Luis Tobares.

Todo lo que tenes que saber sobre el duelo ante perdidas de las que duelen sufridas en tu vida…

https://youtube.com/watch?v=wFp_ylF6eS4%253Fenablejsapi%253D1%2526autoplay%253D0%2526cc_load_policy%253D0%2526iv_load_policy%253D1%2526loop%253D0%2526modestbranding%253D0%2526rel%253D1%2526fs%253D1%2526playsinline%253D0%2526autohide%253D2%2526theme%253Ddark%2526color%253Dred%2526controls%253D1%2526%3Fenablejsapi%3D1%26autoplay%3D0%26cc_load_policy%3D0%26cc_lang_pref%3D%26iv_load_policy%3D1%26loop%3D0%26modestbranding%3D0%26rel%3D1%26fs%3D1%26playsinline%3D0%26autohide%3D2%26theme%3Ddark%26color%3Dred%26controls%3D1%26

Related PostsEW