Así lo afirmó el Jefe de Gabinete y llovieron las críticas opositoras que recordaron cómo el macrismo criticó el mecanismo aplicado por la gestión de Cristina Fernández de Kirchner.

Horas después de que se diera a conocer el paquete de 55.560 millones de dólares que el Gobierno recibiría en créditos de organismos multilaterales, la ex ministra de economía de la Provincia, Silvina Batakis salió a cuestionar tal acuerdo por sus redes sociales. En este sentido, dijo que “el FMI controlará trimestralmente la inflación y ante eventuales desvíos pondrá nuevas exigencias a la autoridad monetaria”.

Esto va de suyo con el anuncio del Gobierno de la semana pasada, donde el Ministro de Hacienda y el titular del Banco Central de la República Argentina comunicaban no sólo los detalles del préstamo stand by, sino que advertían y justificaban la suba de precios que todavía no terminó por ascender: “Producto de la turbulencia financiera vamos a crecer un poco menos y vamos a tener un poco más de inflación que pensábamos que íbamos a tener a principio de año”, señalaba Nicolás Dujovne.

Batakis, entonces, continuó su descargo: “Eso sí, se va a mandar un proyecto de ley para que el BCRA tenga mayor independencia del Ejecutivo. Nadie dijo algo sobre independencia del FMI”. Es que, el Gobierno busca dotar de mayor autonomía al Banco Central de la República Argentina donde el aspecto más saliente será la eliminación del financiamiento al tesoro. En este sentido, el titular de la institución, Federico Sturzenegger, resaltó que una de las tareas fundamentales que tendrá el BCRA será bajar inflación que tiene metas de 17% para 2019, 13% para 2020 y 9% para 2021.

Y ahí apuntó la ex Ministra: “Y cómo los dólares del stand by los manejaría el Tesoro, no el Banco Central, van a aumentar las reservas con nuevo swap chino, que antes era la peste y ahora parece ser la solución. El FMI exigiría reservas mínimas líquidas. ¿Contarán el swap las autoridades del Central?”.

El swap chino es una herramienta de permuta financiera que refuerza las reservas y permite la inversión. La activación del swap por parte del Banco Central de la República Argentina permitió al país en 2014 contar con 814 millones de dólares – su equivalente en yuanes- para fortalecer sus arcas y desarrollar inversiones. Por aquel entonces, el ahora oficialismo, criticó duramente el swap que ahora intenta renegociar.

Según Marcos Peña, el Gobierno trabaja para incrementar la línea de 11 millones de dólares pactados en julio para fortalecer el paquete con multilaterales. “Tenemos un swap activo que nos dejó el gobierno anterior, y trataremos de hacerlo más grande”, dijo el Jefe de Gabinete.

INFOCIELO