En la bajada San Martín, lindera a la Parrilla “El Dante”, existe un pequeño y muy humilde comercio cuyo titular es un joven de nuestra ciudad.

En él se comercializan algunos elementos para la pesca, cañas de pescar, riles, entre otros más, y también carnadas y demás cuestiones afines a la práctica de este deporte tan popular en nuestra comuna.

En la mañana de ayer, el propietario del humilde comercio, al llegar al mismo se encontró con una gran y muy dolorosa noticia, bandidos nocturnos se lo habían, de manera LITERAL, saqueado de punta a punta.

Según nos relataron vecinos del lugar, el joven víctima de este NUEVO hecho delictivo acontecido en Baradero, entre lágrimas a todos ellos contaba que, en este contexto de cosas, difícilmente pueda continuar con su actividad comercial, ya que no tiene dinero suficiente para reponer lo que se llevaron.

Lo arruinaron, al igual que a todos los baraderenses nos están arruinando los fiscales y la policía que tenemos, los cuales en algunos casos siguen dejando mucho que desear, con su ineptitud y accionar omisivo en torno al castigo de este tipo de hechos.