Una joven de 27 años que estaba internada desde el 29 de diciembre último con el 90 por ciento del cuerpo quemado tras haber sido rociada con alcohol y prendida fuego por su pareja, que está detenida, murió este miércoles en un hospital rosarino, informaron fuentes judiciales.

La víctima fue identificada como Florencia Coria, madre de una niña de 3 años y de un varón de 7, quien falleció en el Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca).

Por el hecho que derivó en las graves quemaduras de la víctima había sido detenido ese mismo día su concubino y padre de la menor de sus hijas, quien gozaba hasta ahora de arresto domiciliario.

El ataque ocurrió el 29 de diciembre, cuando la pareja se hallaba en su casa de Mitre al 800, en el barrio Santa Mónica, de la localidad santafesina de Villa Constitución. 

Según familiares de la víctima, fue tras una discusión que el hombre la roció con alcohol y la prendió fuego.

Por disposición del juez de la causa, Ignacio Vacca, el acusado fue detenido aunque quedó bajo arresto domiciliario, medida que las fuentes estimaron que será revisada tras el fallecimiento de Coria y la decisión de quitarle al acusado la tenencia de la niña, según lo dispuesto en la audiencia imputativa realizada días atrás.

El acusado, quien sufrió quemaduras leves durante el hecho, aseguró que su pareja se prendió fuego y que él no tuvo intervención.

Para este miércoles se espera que la fiscal Andalia Saravalli modifique la imputación que pesa en su contra y lo acuse por homicidio agravado por el vínculo y por mediar violencia de género, dijeron las fuentes.

Related Posts