El dueño del Grupo América realizó acusaciones contra el presidente donde relató el apriete de Macri para que Vila cediera al Estado la administración de Supercanal.

El presidente de América, Daniel Vila estuvo en el programa de Animales Sueltos con Alejandro Fantino donde contó el modo en que Macri lo presionó para que entregara “un espectro que estaba en conflicto con el Estado”.

“El presidente asumió un compromiso conmigo. Cuando él asume, me pide que la empresa que yo represento, Supercanal Arlink, le devolviera al Estado el espectro. Nosotros estábamos en una situación de conflicto, había unas medidas judiciales que paralizaban el espectro y él me pidió que se lo reintegrara, que se lo devolviera, porque lo tenía comprometido con Clarín“, contó el empresario mediático.

Luego relató que “le entregué un papel firmado donde decía que yo desistía esas medidas judiciales, y él se comprometió conmigo a guardarlo y presentarlo solamente el día que yo vendiera mi empresa, cosa que no hizo”, continuó. 

Tras contar que el Presidente “presentó ese documento antes de tiempo”, dijo que “los abogados de la empresa tenían sus reaseguros y evitaron que ese espectro volviera al Estado. Fue entonces que el presidente mandó al Ministro (Oscar) Aguad a meterme una denuncia penal”.

Según Vila, la devolución del espectro terminó “destrabando la situación”. “Me mandó un whatsapp diciendo que ya le había dado instrucciones al Procurador para que dejara sin efecto la denuncia penal”, dijo, y aseguró que “eso no es solamente meterse en la libertad, sino también es inmiscuirse en el Poder Judicial, cosa que está prohibida porque vivimos en una república en donde los poderes son independientes”. 

Ante la pregunta de Fantino de si entendía que la declaración podía producir “una citación de oficio”, Vila redobló la apuesta: “No solamente tengo los whatsapp, sino que saqué fotocopias de capturas telefónicas y las hice certificar por un escribano“.