El precandidato por el Frente de Todos se mostró confiado con los resultados de las PASO según los boca de urna que maneja.

El precandidato presidencial por el Frente de Todos, Alberto Fernández, disparó una definición fuerte cuando llegó al búnker de su campaña algunos minutos después de las 20.

Ante un puñado de micrófonos que lo abordó cuando ingresaba a la zona cerrada del búnker, pidió “tomarse con calma” las cifras que están dando vueltas desde las 18, aunque confió en que «la gente respondió a nuestro mensaje”.

“Dos terceras partes de la Argentina le dijeron que no al Gobierno. Quedamos cómodos para salir primeros. Hoy empezamos el cambio”, resumió.

INFONEWS