Dos casos de tuberculosis se detectaron en los talleres ferroviarios
de Castelar.
Se registraron dos casos de tuberculosis en los talleres ferroviarios de Castelar y los representantes gremiales denunciaron la absoluta falta de condiciones mínimas de salubridad, no sólo en los lugares de trabajo sino también en los baños públicos de la estación.
En una nota de la Unión Ferroviaria seccional Gran Buenos Aires, se indica que «considerando que el resultado de la falta de inversión sistemática en materia de Seguridad e Higiene, ha generado en nuestro lugar de trabajo la procreación de focos infecciosos y por esa vía también la continuación de pulgas, cucarachas en los coches de pasajeros. A la vez que las ratas, palomas y otros insectos siguen creciendo sin que logremos que la Gerencia de Trenes Argentinos ponga a fin a los mismos, a pesar de las campañas sanitarias para el control del Hantavirus en la actualidad».
Y continúan: «También denunciamos que resulta de suma gravedad la falta de lavandina y entrega irregular y escasa, tema de preocupación creciente en los compañeros encargados de la limpieza de los baños públicos».
Ante esta situación, si bien Trenes Argentinos depende del Estado Nacional, se le solicitó al intendente Ramiro Tagliaferro la desratización de los espacios públicos y los alrededores de la estación de Castelar.
FUENTE: QUINTO PODER CONURBANO