La empresa CINCO VIAL, que desde hace uno años alquila el predio municipal sito en Ruta 9 y 41 de nuestra ciudad, se está yendo de Baradero, a raíz de que la nueva licitación llevada a cabo para lo que, alguna vez se anunció, ampliación de los carriles de la Panamericana, fue ganada por otra empresa.

En virtud de que el contrato de concesión está por expirar en los próximos días, es que, los trabajadores que para ellos estaban realizando tareas en nuestra comuna, se quedarán todos en la calle.

Entre 50 y 60 familias en días se quedarán sin sus sustentos económicos, esos con los que alimentan a sus hijos en cada uno de esos hogares, hecho grave si los hay.

En el contexto de estas cosas por demás de preocupantes que no dejan de sucederse en nuestra ciudad, las autoridades del gobierno comunal de CAMBIEMOS, siguen en la pavada, fotitos por aquí, fotitos por allá, en todas presentando ante nuestra sociedad, temas por demás de irrelevantes en relación a todo lo crítico que acontece en la ciudad del encuentro.

Una forma de hacer política que no quiere CAMBIAR, ni siquiera ante la llegada del agua al cuello, a esa de OCULTAR, SILENCIAR y NINGUNEAR las cuestiones verdaderamente preocupantes y dañinas que acontecen en Baradero nos estamos refiriendo, en lugar de RECONOCERLAS y luego de hacerlo, trabajar en consecuencia para aliviarlas, solucionarlas o darles las respuestas acordes a la responsabilidad que ameritan los cargos que ostentan, para los cuales fueron votados por nuestros vecinos, quienes lo hicieron, en todos los casos, a raíz de lo que en campaña prometieron, y que hasta acá, nada de nada.