‘Acá lo que están intentando hacer es lesionar la capacidad financiera del banco, transformarlo en una herramienta inútil y después promover la privatización’, sostuvo Demián Ledesma, titular de La Bancaria Seccional Necochea.

El Banco Provincia estuvo sin actividad este jueves debido a una protesta de los trabajadores contra el proyecto que pretende subir la edad jubilatoria de los empleados y bajar la jubilación. En diálogo con Casi Nada de Todo (FM Kraken 90.5 mhz) el secretario general de la Asociación Bancaria, Demián Ledesma dió un pantallazo de la situación.

«La verdad es que este paquete de medidas nos perjudica en gran manera y me parece que hemos logrado saltar algunas complicidades de la dirigencia que decidió firmar acuerdos con la sociedad rural de la mano con dirigentes que sí están comprometidos con su gente, hemos podido salvar esa cuestión, y nos manifestamos ya el 29 y ahora otra vez», dijo.

La reforma previsional dispuesta por el gobierno de María Eugenia Vidal «basicamente lo que hace es elevar la edad jubilatoria y bajarles el salario a los jubilados», señaló Ledesma. «Después hay muchas cosas más, pero ya con eso es suficiente para que nos opongamos firmemente», agregó.

Actualmente la edad de jubilación de los bancarios va de 57 a 60 años y la pretensión del gobierno provincial es llevarlo a 65 años. «La pretensión es homologar esto con el ANSES y eliminar los beneficios adquiridos por muchos años que tiene la caja del Banco Provincia, que es autónoma y que ha dado a los jubilados la posibilidad de tener un convenio que les permita cobrar el 82% movil que está en la Constitución Nacional», agregó el dirigente sindical.

«Es uno de los acuerdos jubilatorios que ha logrado cumplir con el 82% móvil y ahora lo que se pretende, lejos de la promesa de campaña, es derogar este derecho», señaló.

«Nosotros en el Banco provincia tenemos el beneficio de equiparar el salario de los jubilados al incremento salarial de los activos: que un acuerdo salarial que se firma para los trabaadores activos en determinado porcentaje, se respete ese porcentaje y se de el mismo aumento a los jubilados, lo que es (a todas luces) justo, ya que somos trabajadores, algunos en condición de activos y otros, jubilados. Esta es una de las tantas cosas que se pretende derogar con esta ley», explicó.

«Lo que nos llama la atención es que hemos hablado con legisladores, incluso con legisladores que nos representan en el distrito, y han mostrado ciertas dudas, la verdad es que pese a ser legisladores que responden al partido que gobierna la provincia de Buenos Aires no están demasiado convencidos, así que me imagino que ni ellos mismos pueden defender la propuesta taxativamente, está claro que la propuesta es lesiva para los derechos de los trabajadores y les cuesta mucho levantar la mano», sostuvo.

Ledesma lamentó que «hayan elegido este momento para tratar de imponer estas leyes: creemos que no es inocente, me parece que la idea es generar un clima de hostilidad por parte del público usuario para con los trabajadores. Nosotros no vamos a caer en ese juego porque lo que está en juego acá es la continuidad del rol del Banco Provincia como generador de inyecciòn de polìticas econòmicas de la provincia para la producción y no lo que lo han transformado, que es simplemente una financiera que se dedica a la timba con los Lebacs», resaltó.

«Y en esa financiera sobran trabajadores: acá lo que están intentando hacer es lesionar la capacidad financiera del banco, transformarlo en una herramienta inútil y después promover la privatización», lanzó. «Esto ya lo hemos vivido duramente años atrás y se va encadenando en esa dirección: nosotros no lo vamos a permitir de ninguna manera».