44787_3823277582499_1167215278_n

El viernes pasado, el Licenciado Marcelo Marega, Psicólogo, pero además, teólogo, desarrolló en la FM Láser una muy interesante charla sobre esto último, LA TEOLOGÍA.

15571320_10211499492589311_875266505_n

El término teología tiene su origen en el latín theologia. Esta palabra, a su vez, proviene del concepto griego formado por theos (“Dios”) y logos(“estudio”). La teología es, de esta forma, la ciencia que se encarga del estudio de las características y propiedades de la divinidad.

15259297_1347442421955476_1359252100491062101_o

Se trata de un grupo de técnicas propias de la filosofía que pretenden generar conocimiento sobre Dios y el resto de las entidades calificadas como divinas. Ernest F. Kevan la define como la ciencia de Dios que se ha revelado a través de su palabra.

1

La teología católica, por otra parte, está fundada sobre dos misterios: el Misterio Cristológico (la vida de Jesucristo, quien nace, muere y resucita) y el Misterio Trinitario (el reconocimiento de un único Dios en 3 personas distintas que pueden diferenciarse: el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo).

Se pueden establecer algunas clasificaciones dentro de este término, tales como: teología bíblica y sistemática.

14803080_1245192245503101_513554789_o 14787635_1245192512169741_1516957399_o-2

La teología bíblica recibe este nombre porque se basa en el estudio del contenido doctrinal que hay en la Biblia. Investiga aquellos sucesos narrados en los libros que forman parte de esta biblioteca en la que los religiosos basan sus creencias, y establece una interpretación para cada uno de ellos. La crítica textual forma parte de la teología bíblica y su objetivo fundamental es relacionar los acontecimientos actuales con los narrados en la Biblia a fin de obtener una claridad sobre la interpretación de los mismos. Por su parte, la alta crítica se encarga de entender la paternidad literaria de cada uno de los libros que forman la Biblia, de sus fechas y autores.

Te ponemos el audio para que escuches la exposición de Marcelo Marega, y por momentos, el debate que, sobre esta interesantisima materia, se desarrolló en «Quien quiera oír que oiga»