15300487_10211374378021525_1273791213_n

Por PABLO ARIEL GONZALEZ

Al mismo tiempo que son, una y otra vez, detenidas e infraccionadas con suculentas multas motos circuladas por, en muchos casos, vecinos y vecinas carenciadas que, como único móvil para realizar sus tareas habituales tienen dichos rodados para llevar a cabo las mismas, ellos, y actuando al estilo de DUEÑOS DE NUESTRAS CALLES, andan, circulan, y hasta patotean por el ejido urbano, violando al accionar de esta manera, todas las leyes y ordenanzas habidas y por haber en nuestra ciudad.

 

14803080_1245192245503101_513554789_o 14799917_1245192415503084_1376223224_o

Al mismo momento en que la CAZERÍA de GILES nunca falla, los elefantes de hierro van y vienen, de este a oeste y de norte a sur, como si nada.

No fue producto de iluminados pasados de copas ni de gente anti camioneros el nacimiento de leyes y odenanzas que regulen su transitar, horarios y lugares, por los que pueden circular en cada ciudad de nuestro país, esto surgió por un motivo más que claro y concreto, SU ANDAR POR UNA CIUDAD GENERAN UN RIESGO, y como tal, debe ser controlado, a los efectos de evitar la llegada de tragedias, esas que dañan como otras pocas lo hacen, esas que nacen de la DESEQUILIBRADA relación de fuerzas que surgen de la comparación de peso, envergadura, porte y peligro que este tipo de rodados conllevan en comparación a, por ejemplo, los transportes con dos ruedas.

 

15310181_10211374377741518_1333041950_n

Todo el tiempo y sin pausa ellos andan paseando por el casco urbano de nuestra ciudad, IMPUNES, INTOCABLES, IMPPERCEPTIBLES, INVISIBLES al rigor CONTROLADOR de nuestros inspectores de tránsito, esto ocurre, como dijimos, a la par que la GILADA, y que se entienda esto, sigue llenando las arcas municipales con multas surgidas, en algunos casos, por carecer de espejos la motocicleta.

1

Así se cuenta la cosa, creer o reventar, sin admisión de prueba en contrario esto ocurre todos los días, esta vez, por calle San Martín, a las 13 hs. en plena ciudad y a la vista de todos, o mejor dicho, de casi todos.