Desde que asumió la presidencia Mauricio Macri, 160 mil trabajadores perdieron sus empleos. A estos se le sumaron casi 20 mil suspendidos, de acuerdo al último informe de CEPA.

En junio, hubo 11.000 despidos. Estos se sumaron a los cerca de 149.000 trabajadores que quedaron desempleados en los seis meses previos.

LEER MÁS: La gestión de Macri ya acumula más de 140 mil despidos

Del total, la mayoría fueron desvinculados por parte de empresas (112.881 empleados), mientras que el Estado dejó en la calle a 66.404 personas.

El sector con mayor cantidad de despidos fue el de frigoríficos, con más de 1.000 echados. Lo siguió el sector de electrónica y electromésticos con 540 despidos, según consigna CEPA.

En el área de servicios, los trabajadores de comercio sufrieron más de 1.000 despidos y suspensiones. Otro sector que siguió achicándose fue el de medios de comunicación, con 620 puestos de trabajo perdidos.

EL DESTAPE