tumblr_inline_o1o0bb5deQ1tty580_1280

Brittaney Lynn Shane es una joven estadounidense que durante un año estuvo en una relación con un novio que la maltrataba psicológicamente. Él le llamaba fea, le decía cómo tenía que peinarse, cómo debía vestir y con quién tenía que hablar. Controlaba cada uno de sus pasos y siempre la valoraba de manera negativa.

Poco a poco, la autoestima de Brittaney se fue hundiendo. Hasta que el chico la abandonó por otra. Se encontraba tan insegura que se culpó a sí misma de la infidelidad, porque entendía que su pareja se fuera con alguien más atractivo que ella.

Pero a pesar de tocar fondo, la joven se recuperó paulatinamente de la situación abusiva que había vivido. Ahora, ha compartido con el mundo su experiencia con una publicación en Facebook que se ha hecho tremendamente viral. Esta es la carta de Brittaney.

Siempre me dijiste que no me quedaba bien el pelo largo y que preferías a las chicas que lo llevaban corto. Así que siempre me corté el pelo por encima de los hombros. Te reías de mí y me decías lo ridículo que me quedaba el pelo de rojo cuando me lo teñí. Así que una semana más tarde me lo volvía teñir de rubio.

Siempre me decías que iba demasiado maquillada (me pintaba los ojos y me ponía máscara, nada más), así que dejé de hacerlo. Me decías que los tatuajes y los piercings eran feos y de mal gusto.  Y siempre me intentabas quitar el que tenía en el ombligo cada vez que lo veías. Asi que no me lo quité y no me hice más tatuajes”.

Me señalabas las estrías en cada oportunidad que tenías, así que hice todo lo que pude por esconderlas.

Me recordabas todas las veces que me veías más gorda o que había ganado peso. Así que poco a poco dejé de comer. Señalabas cada michelín que me salía. Así que fui perdiendo la confianza en mí misma.

Hice todo lo que querías para ser quien tú querías que fuera. Y nunca era suficiente. Me abandonaste por una chica más joven y guapa.Alguien a quien pudieras amoldar a tu gusto. Como intentaste hacer conmigo. Hasta hace unos meses me eché la culpa de de todo lo que pasó. Tú también me echaste la culpa.