20151230_200701

Por Pablo Ariel Gonzalez

En la apertura de sesiones de 2013 a viva voz y ante todos los presentes en la sala del concejo deliberante, el por entonces intendente Aldo Mario Carossi entre todas las obras anunciadas para llevar a cabo durante ese año anunció la del mítico barrio Santiago Apóstol, plaza y potrero otrora de masiva concurrencia de cientos de baraderenses, que de este a oeste y de norte a sur de la ciudad llegaban en caravanas interminables para JUGAR al fútbol, disfrutar de los juegos de aquellas plazita, hacer carreras de carting a rulemanes, de bici y todo lo que ofrecía a nuestros vecinos ese espacio verde enclavado en Avellaneda entre Belgrano y Laprida de la ciudad del encuentro.20151230_200645

El potrero del barrio jamás sintió en su corazón el vacío que genera aquello que te marcó a fuego y hoy ya no está, hoy mismo son muchísimos los chicos, y muchos de ellos humildes, que se reúnen a patear la pelota en esa canchita a la que un día le clavaron una columna de luz con olor a estaca en el centro de su tan bondadosa y preciada estructura verde y a veces, maquillada a pura tierra.

20151230_200653

Se hicieron los planos para llevar a cabo la obra, se cotizaron los materiales para su realización, se iba a cercar la plaza con alambre trimestral, se iba a hacer la canchita poner arcos, reflectores en los corners, tejido atrás de los tres palos, para que la pelota no fuera a parar a la casa de algún vecino y esto generara algún tipo de tensión con los pibes, se iba a poner juegos, se iba a hacer un playón para jugar voley y basquet, se iba, se iba, y se fue nomas.

20151230_200746

Toda la obra estaba valuada en 170 mil pesos, nada para el municipio en comparación con lo que aquel barrio ofrece a muchos chicos del lugar, el último gran potrero al que se puede acceder en el caso urbano sin tener que pagar peaje para disfrutar de sus mieles.

20151230_200710

El dinero estaba, al proyecto le habían bajado la bandera de llegada, pero la desidia pudo más, mucho más.

20151230_200734

Tres meses antes de la campaña, además por medio de la Campora Baradero se consiguió, a partir de un convenio firmado con el Banco Nación, todos los materiales GRATIS, juegos, arcos, luminarias, tejidos, alambrado, cemento para el playón, todo, el municipio solo tenía que poner la mano de obra y las máquinas, y todos esos elementos y materiales llegaban si o si, porque además así lo establecía el convenio en -como mucho- un mes luego de firmado el mismo.

Se le trajo el convenio, solo había que llenarlo conforme ciertos requisitos que se exigían, y que el municipio ya los tenía debido a que un año antes el proyecto había sido llevado por Lapadula al mismísimo intendente, solo había que hacerlo, tan solo había que cumplir con la palabra empeñada, bien gracias, fumando sigue esperando el verde universo que decora aquel rincón primo hermano del barrio de la estación.

20151230_200734

Muchísimos chicos se llenaron de ilusión en su momento al tropezarse con la noticia de que al fin alguien le iba a dar al Santiago Apóstol un mimo gubernamental después de tanto olvido e indiferencia, al fin alaguen le iba a devolver algo de lo tanto que él dio a la comuna, le iba, le iba y las ilusiones quedaron apesadumbradas tres metros bajo tierra.

20151230_200701

Ese legendario potrero jamás estará solo, este pibe de la foto junto a decenas de otros que habitualmente gambetean sobre su verde césped nunca lo dejarán morir, en ellos tiene y encuentra las razones y certezas para saber que nunca quedará solo, los pibes jamás lo dejarán solo!!!