descarga (10)

Por Pablo Ariel Gonzalez

12289599_10208156493616426_7008918422371062304_n

Mauricio Macri asumió como presidente de todos los argentinos el 10 de diciembre de 2015, y en su primer mes de gestión imprimió un ostensible cambio de horizonte a la Argentina, no sólo en el plano local, sino que además también en el plano internacional, en claro contraste con las políticas del Kirchnerismo.

El 10 de diciembre frente a la Asamblea Legislativa, Mauricio Macri pronuncia un breve discurso, fundacional, sostenido en tres ejes fundamentales: pobreza cero, combatir al narcotráfico y unir a los argentinos. «Convoco a todos a aprender el arte del acuerdo»

Pasaron 30 días y monedas de asumir su cargo, y las medidas y acciones más relevantes que llevó adelante nuestro primer mandatario, a nuestro criterio, fueron las siguientes:
La diferenciación con el kirchnerismo no fue sólo en gestos o cuestiones meramente formales, el macrismo, en un mes y pico de gestión impuso –en varios frentes a través de decretos de necesidad y urgencia (DNU)– un nuevo rumbo a la Argentina, las que se vieron materializadas a través de las decisiones, acciones u omisiones del gobierno que te remarcamos en la presente nota y que de alguna forma permiten comprender prioridades y objetivos del actual gobierno en la nueva puja redistributiva, y el realineamiento internacional del país.

Hay otra palabra clave en la impronta política del macrismo: emergencia, un recurso que le permite al gobierno avanzar sin detenerse a dar demasiadas explicaciones.

Te señalamos algunas de las medidas que fundamentan nuestra opinión:
– El 11 de diciembre, Macri recibió a los candidatos de las fuerzas opositoras, con la excepción de Nicolás del Caño que no aceptó el convite; lo visitaron Daniel Scioli, Sergio Massa, Margarita Stolbizer y Adolfo Rodríguez Saá.

Al día siguiente invitó a todos los gobernadores a un almuerzo en la Quinta de Olivos, ésta acción hizo que reciba elogios múltiples a la nueva institucionalidad imanada desde la Rosada. Sólo que el presidente obvió un detalle no menor: no le adelantó a ninguno, ni a opositores, ni a gobernadores, el DNU que tenía en la gatera listo para sacar a la cancha.
– El 14 de diciembre, en el segundo día hábil de su gestión, Macri designa en comisión por decreto de dos miembros de Corte Suprema, el ex ministro de Justicia de Néstor Kirchner Horacio Rosatti, y el abogado Carlos Rosenkrantz, una jugada hábil que le permitía evitar el trámite parlamentario, razón por la cual fue que aquellas frase leída en la Asamblea Parlamentaria sobre «el arte del acuerdo» comenzaban a retumbar en el vacío.

Con posterioridad el gobierno acuerda con Ricardo Lorenzetti postergar para febrero el debate por las designaciones de Rosatti y Rosenkrantz.
– Por esas horas, además, se conocía públicamente la decisión tomada por el ejecutivo en el sentido de que no habría llamado a sesiones extraordinarias, razón por la cual casi que se podría decir que el Parlamento hasta el comienzo de la ordinarias estará cerrado por vacaciones.
– Ese mismo día, el gobierno cumplía a rajatablas y sin demoras con una de las promesas centrales de su campaña electoral: la eliminación de las retenciones para el trigo, el maíz, la carne y una reducción del 35 al 30% en el caso de la soja. El Decreto 133 que borró las retenciones, según un informe del Instituto de Estudios sobre la Realidad Argentina y Latinoamericana (IERAL) implicó una recuperación de 3.685 millones de dólares para el conjunto de los sectores agroindustriales del país; por ende, un costo fiscal brutal.
– Aquel día Macri también cerraba la vigésimo primera Conferencia Industrial que organizó la UIA en Parque Norte con un anuncio que fue recibido con bombos y aplausos: el fin de las retenciones a las exportaciones industriales. En síntesis: la eliminación de retenciones para el sector agropecuario y para la industria representa una descomunal transferencia de recursos por parte del Estado, del conjunto de la sociedad a las corporaciones, que muchos opinaron equivale a un mes de recaudación.
– El 14 de diciembre el ministro de energía, Juan José Aranguren, (ex titular de Shell en la Argentina) hizo público la quita de subsidios en el servicio eléctrico y de gas, razón por la cual a partir de febrero los usuarios verán reflejado en sus boletas el impacto en el bolsillo que tendrá la medida.
– El martes 15 mediante un DNU se impone la «emergencia eléctrica» hasta el 31 de diciembre de 2017, lo que le otorga al ministro Aranguren amplias facultades para rediseñar un nuevo esquema de oferta y demanda de la electricidad en la República Argentina.
– «El valor del dólar lo fijará el mercado», una definición del ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, que sepultaba las restricciones cambiarias. El 16 de diciembre Prat-Gay estaba anunciado una devaluación que superó el 40 por ciento. Un terrible golpe a los bolsillos de los argentinos, sobre todo, en aquellos que forman parte de los sectores de menores recursos y de jubilados y pensionados.
– El gobierno declara una nueva «emergencia» nacional, en este caso, en Seguridad; medida que presentó la ministra Patricia Bullrich y que fue avalada por unanimidad por el Consejo de Seguridad Interior, que integran todas las provincias..
* Ante el impacto de la inflación sobre el bolsillo de los asalariados, los gremios reclamaron un bono de fin de año. El Ejecutivo lo rechazó. Prat-Gay había firmado la resolución que eximía del pago de Ganancias al medio aguinaldo con un mínimo imponible de 30 mil pesos bruto. Una medida que ya había tomado el kirchnerismo años antes. Cambiemos, al parecer, olvidaba la promesa proselitista de eliminar el impuesto al salario.
– El mismo día Macri anunció lo que hasta ahora es el único anuncio directo en favor de los sectores más postergados de la sociedad, un refuerzo de sólo 400 pesos para los pasivos que cobran jubilaciones y pensiones mínimas y para los beneficiarios de las Asignaciones Universales por Hijos.
– Pollack, el mediador designado por el juez neoyorquino Thomas Griesa, destacó que los fondos buitre negociarían en forma directa con la Argentina. El secretario de Finanzas argentino, Luis Caputo, viajó a Estados Unidos para acordar «un cronograma de encuentros», los cuales se empezaron a desarrollar esta semana, días después Prat Gay declara que “no les hacemos un favor a los argentinos al pelearnos con los buitres”, otro gran cambio con respecto al Kirchnerismo.
– Aparece la impronta de este nuevo gobierno respecto de las manifestaciones populares en las calles y rutas del país, y la Gendarmería reprime con gases lacrimógenos y balas de goma a los trabajadores de Cresta Roja que protestaron en la Autopista Ricchieri por el cierre de la empresa y la incertidumbre de su futuro laboral. La justicia decretó la quiebra de Cresta Roja.

-El ministro de Modernización Andrés Ibarra dijo que revisarían 24 mil contratos de trabajadores del Estado. Los gremios comenzaron a denunciar persecución y caza de brujas, esto llegó y a la fecha miles de trabajadores fueron cesanteados del estado.
– El 23 de diciembre, intervienen la AFSCA, y el 24 Sabbatella fue desalojado del edificio de la misma junto a otros directivos.
– El 24 Mauricio Macri se toma vacaciones las cuales perduraron el 4 de enero.
– El domingo 27 huyen por la puerta del penal de máxima seguridad de General Alvear, los hermanos Martín y Cristian Lanatta y Víctor Schillaci, condenados por el triple crimen de la efedrina. Comenzaba una grave crisis institucional que golpea al gobierno bonaerense.
– Desde usinas oficiales, se instaló una campaña persecutoria contra periodistas de los medios públicos, que no ocultaron nunca su afinidad con el kirchnerismo. Difundieron salarios y contratos de periodistas de la Radio Nacional a través de la prensa macrista, presionaron para que echen de C5N al periodista independiente Roberto Navarro, varios periodistas críticos tuvieron que dejar de hacer sus programas, siendo el que mayor impacto generó el caso de Víctor Hugo, a quien echaron por ser crítico al gobierno nacional.

– El mismo 27 y de manera más que sorpresiva y sospechosa, el juez federal Sebastián Casanello lo desprocesa de la causa de espionaje, y la Cámara de Casación lo desvincula del expediente en el que se investigan los abusos contra indigentes y personas en situación de calle por parte de la UCEP (sic).
– Por decreto, el gobierno modificó la Ley de Servicios Audiovisuales. El juez platense Luis Arias interpuso una pracautelar para retrotraer la situación. El gobierno no se detuvo.
– Jorge Todesca, titular del Indec, decretó la «emergencia estadística», por lo que no se contará durante ocho meses con indicadores claves para medir la evolución de los precios.
– Prat-Gay fija la posición de su gobierno en todo lo que se refiere a las paritarias que se vendrán este año: «Cada sindicato sabrá hasta donde le aprieta el zapato y hasta qué punto puede arriesgar salarios a cambio de empleos.» Los gremios masivamente repudian esta “advertencia” del ministro de economía del macrismo.
– El lunes 4 de enero Macri oficializó el decreto con el que sepultó la Ley de Medios.
– Michetti echó a 2035 empleados del Senado. Luego debió reincorporar a 100 trabajadores discapacitados. Más de 600 empleados del centro Cultural Kirchner quedan en la calle. Los despidos a empleados públicos se repitieron en distintos municipios. En La Plata, los municipales protestan en la puerta de la municipalidad y fueron reprimidos por la Infantería de la Policía Bonaerense.
– Aunque el petróleo sigue en baja en todo el mundo, en la Argentina las naftas aumentan un 6 por ciento.

– El 21 de diciembre, Macri se presenta como presidente de los argentinos en la Cumbre del Mercosur en Asunción con un duro discurso contra el gobierno bolivariano de Nicolás Maduro: reclamó la «liberación de los presos políticos» en Venezuela. También pidió acuerdos comerciales con la Unión Europea y con la Alianza del Pacífico. La réplica de la cancillería venezolana fue inmediata: se cuestionó la intromisión en cuestiones domésticas venezolanas. Ningún otro mandatario del Mercosur respaldó la postura del argentino.

– El 30 de diciembre el ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, anuncia que se declarará la “emergencia estadística nacional”, por lo que “el índice de precios al consumidor no se va a publicar” durante 2016.

– El 31 de diciembre el jefe de Gabinete anuncia la creación por decreto del Ente Nacional de Comunicaciones y la eliminación de la Afsca y la Aftic. Se flexibiliza la transferencia de licencias y se levantan cuotas de mercado. El juez Arias dicta una precautelar y les ordena no innovar.

– El 8 de enero Macri saca otro DECRETAZO sin reparar en la Constitución Nacional, la independencia de los poderes y en un claro y muy tangible ATROPELLO a las instituciones democráticas, ya que lo decide en comisión y sin que hayan sido aprobados por el Senado, que por ley es lo que corresponde, la designación de Enrique Vaca Narvaja como embajador argentino en Panamá, que había sido oficializada el pasado 10 de diciembre, en el último Boletín Oficial de la gestión de Cristina Kirchner, mostrando de esta forma que no son tan democráticos, integradores y afines a la tan mentada por ellos unidad nacional más allá de ideologías, pensamientos y diferencias partidarias.

– El 13 de enero el ministro de Hacienda brinda una conferencia de prensa en la que dice que habrá “una serie de decisiones de reordenamiento del gasto” contra “el derroche en todos los ministerios”, por el que culpó a “la herencia recibida”. Ratifica la quita de subsidios a los servicios públicos y defiende los despidos masivos al afirmar que quiere un Estado “al que no le sobre la grasa de la militancia”. Prat Gay también anuncia que para 2016 aspira a lograr una inflación de entre 20 y 25 por ciento, con el objetivo de llegar al 5 por ciento en 2019.

– Ese mismo día Frente a los cronistas acreditados en la Casa de Gobierno, el Presidente defendió la política de despidos con el argumento de que se trata de ñoquis del kirchnerismo. En este marco, dio a entender además que la “limpieza” todavía no terminó. Un informe dado a conocer el día 12 de enero por la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), realizado por el Observatorio del Derecho Social de la CTA Autónoma, contabilizaba a esa fecha unos 18 mil trabajadores echados del Estado desde que asumió Cambiemos, a los que se suman otros 10 mil en el sector privado.

– El 16 de enero la dirigente de Tupac Amaru y parlamentaria del Mercosur fue detenida tras haber sido denunciada por el mandatario jujeño, Gerardo Morales, quien la acusó de “instigación a cometer delitos y tumultos en concurso real”, por el acampe que la Red de Organizaciones Sociales mantiene desde hace 33 días frente a la Gobernación. Fue llevada a la Comisaría de la Mujer, en Huaico, su vivienda fue allanada por policías sin identificación y las fuerzas de seguridad provinciales rodearon el acampe en el centro de la ciudad, por lo que se teme un intento de desalojo por la fuerza.

Con estas medidas consideramos, que a priori y a la fecha por lo menos, se puede vislumbrar claramente quiénes se están beneficiando y ganando con las mismas, como asimismo también, quienes están perdiendo.