Prat Gay aclaró que la diferencia en la cantidad de prófugos capturados no es tan grave: “Es la misma que hay entre lo que podía comprar un empleado con su sueldo en 2015 y lo que puede comprar ahora”

prat-gay-profugos-barcelona

Cuentas. El ex empleado de la banca Morgan sabe hacerlas.

Luego de que circulara la versión de que los tres prófugos por el triple crimen de General Rodríguez habían sido recapturados en Santa Fe, el CEO de la República, ingeniero Mauricio Macri, expresó en Twitter su satisfacción por “las capturas”, mientras que la viceCEO, Gabriela Michetti, le manifestó a la CEO bonaerense, María Eugenia Vidal, su “admiración por haber capturado a los prófugos”. La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, mantuvo una reunión con su par bonaerense, Cristian Ritondo, tras la cual dijo que el Gobierno estaba “contento” con la noticia de que los tres prófugos habían sido detenidos. Sin embargo, el comisario general de la Policía de Santa Fe, Rafael Grau, confirmó que “el único detenido” por esa fuerza es Martín Lanatta, apenas uno de los tres prófugos Y más tarde, el jefe de la Policía Federal, Román Di Santo, desmintió la versión de que Cristian Lanatta y Víctor Schillaci también habían sido recapturados y confirmó que “las cuatro fuerzas federales siguen buscando a esos malvivientes”. Ante estas diferencias entre lo que la Gerencia nacional celebró en las redes sociales y la realidad revelada por los encargados del operativo, fue el propio ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, quien salió a explicar el tema. “No es tan grave”, relativizó el administrador de la fortuna de la familia Fortabat. “Es una diferencia menor, como la que puede sentir cualquier trabajador entre lo que podía comprar con su sueldo en noviembre de 2015 y lo que puede comprar ahora”, sostuvo. “Eran tres, ahora es uno; no para tanto”, explicó el ministro.