images (4)

Por Pablo Ariel Gonzalez

Hoy nos hemos desayunado con un nuevo DECRETAZO de Macri  a través del cual designó a Marcelo Stubrin como embajador argentino en Colombia, al impresentable de Miguel del Sel en Panamá, a Eduardo Zuain en Paraguay, a Guillermo Montenegro en Uruguay a Juan Carlos Magariños en Brasil,  y a Miguel Álvarez García en Bolivia.

Estas designaciones fueron llevadas a cabo por nuestro presidente sin reparar en la Constitución Nacional, la independencia de los poderes y en un claro y muy tangible ATROPELLO a las instituciones democráticas, ya que lo decidió en comisión y sin que hayan sido aprobados por el Senado, que por ley es lo que corresponde.

En tanto, el Gobierno dejó sin efecto la designación de Enrique Vaca Narvaja como embajador argentino en Panamá, que había sido oficializada el pasado 10 de diciembre, en el último Boletín Oficial de la gestión de Cristina Kirchner, mostrando de esta forma que no son tan democráticos, integradores y afines a la tan mentada por ellos unidad nacional más allá de ideologías, pensamientos y diferencias partidarias.

Evidentemente este va a ser el accionar durante su gestión como presidente, la misma impronta que tuvo como jefe de gobierno de la ciudad será sacada a relucir durante todo su mandato, y todo esto sigue ocurriendo ante el vergonzoso silencio y ocultamiento de los periodistas y medios que hasta ayer se definían como INDEPENDIENTES y que hoy ya nadie duda, son fervientemente OFICIALISTAS.